Dinamarca

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.">.

 

Tiene una superficie de 43.000 km2, 5 millones de habitantes y una densidad de 123 habitantes por km2. Se trata de una Monarquía constitucional. Su idioma es el danés, la mayoría de sus habitantes hablan también el inglés y el alemán.

Clima: Veranos templados y los inviernos muy fríos. Aquí cabe repetir el mismo comentario, común en todos los países nórdicos y es que gracias a la corriente cálida del Golfo de México son habitables, si los comparamos en latitud austral que en su lugar tienen la corriente fría de Höll, todos los países escandinavos serian inhabitables y formarían parte del Ártico.
Compras: Cerámica de Barnholm, porcelanas de Royal, juguetería de Lego, Pieles, etc.
Gastronomía: Sándwichs fríos (smorrebod), galletas danesas, mantequilla, queso azul y sobre todo cerveza, la célebre Carlsberg y la Tuborg.
Zona Euro €. Tarjetas de crédito, son todas aceptadas en mayoría de establecimientos, aunque para sacar dinero en efectivo de cajeros (muy proliferados) recomendamos Visa.
La mejor época para visitar este país entendemos que es en los meses de Junio y Julio.

COPENHAGUE

 

Se la llama "Puerto de Mercaderes" por la importancia que tuvo en tiempos pasados. Se trata de una ciudad cosmopolita, tal vez la que más de las ciudades escandinavas.

Destacamos la Plaza del Ayuntamiento, el centro neurálgico de la ciudad, con su célebre reloj que marca la previsión del tiempo, si es bueno circula por una ventana la imagen de un ciclista, si el tiempo es malo se puede observar una dama con paraguas. Una de las cosas que impresiona más de esta ciudad es el enorme enjambre de bicicletas que circulan, es sabido que los países llanos del norte, Holanda, Suecia, Noruega ya no tanto, prolifera el uso de la bicicleta y que es el medio de transporte más común, es sin embargo Copenhague junto con Ámsterdam quien se lleva la palma. La municipalidad de Copenhague ha establecido un sistema gratuito de alquiler de bicicletas, éstas tienen un sistema de enganche-seguro como los carros de la compra de los supermercados, el usuario mediante una moneda libera la bicicleta y cuando termina de usarla la deposita en unos aparcamientos estratégicamente ubicados en distintos sitios de la ciudad, recuperando la moneda. Estas bicicletas tienen un diseño y color especial inconfundible, lo que hace imposible su apropiación indebida.

Palacio de Christianborg, que incluye el Parlamento, las salas se visitan con fundas en los zapatos para conservar el brillo del piso.
 

El Tívoli, el parque de atracciones más conocido de Europa, ubicado en el mismo centro de la ciudad. Se trata de un lugar alegre, hermoso y lleno de diversiones, celebración de actos culturales, espectáculos callejeros, desfiles, pantomimas, concursos, orquestas, ballet, etc., es el centro de diversión por excelencia y en donde converge todo el mundo.

Tenemos que hablar también del barrio bohemio de Nyhavn, un barrio muy bien delimitado dentro de los que Copenhague, ocupa antiguas instalaciones militares en el que habitan los "últimos hippis", bien organizados, con sus representantes legales frente a la comunidad, sus leyes interiores, etc.

La Zona peatonal de Strojet, lugar de paseo obligado, en esta zona encontramos restaurantes, tiendas de moda, museos es tal vez la zona más trepidante de la Ciudad. Parte de la Plaza del Ayuntamiento y termina en el Puerto Viejo, de visita obligada; en este sector encontraremos una serie de restaurantes uno al lado de otro y cada uno con una especialidad distinta, ensaladas, carnes, pescado, pastas, mejillones, etc. Son típicas sus terrazas al aire libre y cada restaurante ofrece una manta de cortesía al cliente para que se pueda guardar del aire frío característico en las cercanías del mar y en aquellas latitudes, cada restaurante tiene un color distinto de manta y desde la lejanía ofrece un singular aspecto multicolor.

La Fuente de Gefión es también un bello lugar que hay que visitar.

No hay que olvidar la simpática Sirenita el "emblema" de la ciudad. Se halla situada en unos pequeños acantilados frente al puerto, es accesible desde tierra y hasta incluso con una cierta precaución al sortear los acantilados se puede llegar hasta el mismo pie del pequeño monumento y sacarse la foto de rigor. En el Viejo Puerto funciona un servicio de ferris que ofrecen la visita panorámica por el puerto, es un viaje que les recomendamos, su duración es de una hora y permite contemplar la ciudad desde el mar y la Sirenita desde otra perspectiva.

También les recomendamos la Cervecería Christian en la Plaza del Ayuntamiento cerca del Tivoli, cervecería que cuenta con su propia destilería en su interior, en realidad se trata de un pequeña fábrica de cerveza, ésta se elabora a la vista de los clientes, con sus alambiques de destilación Y sus ingredientes de primerísima calidad. La Cerveza se sirve en "pintas" de ½ litro i de 1 litro y el plato típico son costillas de cerdo enteras y braseadas, la ración es de ¾ o 1 k.
Posiblemente será la mejor cerveza que jamás haya tomado.

Ya a las afueras de Copenhague recomendamos visitar le Región de Sealandia, podrán admirar una bellos paisajes, los pueblos rurales típicos y llegar hasta el Castillo de Frederikborg el más bello de los castillos daneses y lugar de la coronación de los monarcas de la dinastía más antigua de Europa, se trata de un castillo perfectamente conservado, con su Capilla en donde se aloja uno de los órganos conocidos más antiguos de Europa, salas, pinacoteca, etc., y el Castillo de Kronborg de fama mundial porque en éste situó Shakespeare la acción de su "Hamlet", una vez al año y en verano es costumbre representar Hamlet en este marco, la acción se realiza en el Patio de Armas y los diferentes actores se sitúan detrás de las ventanas, aunque hay que decir que este castillo está en ruinas y solo se conserva parte de sus fachadas y murallas.

Regreso a Paises


 

 

 

 

 

Powered by TNET & Daniel